corrección de ondas nocivas en casas y locales


Son muchas las horas que pasamos en nuestra vivienda (con actividad, trabajando o durmiendo), pero a veces nuestra casa no es tan saludable como esperaríamos.

Es posible que no podamos dormir bien, que nos despertemos a menudo, que nos levantemos cansados, que tengamos dolores de cabeza y/o en las articulaciones, presión en el pecho, alergias, asma, irritabilidad, falta de memoria, tensión alta, fatiga, zumbidos en los oídos, etc. En función de la resistencia de nuestro organismo, estas disfunciones pueden degenerar en graves enfermedades.

El caso es que existen radiaciones naturales que pueden contribuir a ello. Se hallan bajo la vivienda, y pueden ser corrientes de agua subterráneas, vetas minerales, rocas ferromagnéticas, etc.

También hay otras radiaciones artificiales que pueden proceder del cableado eléctrico, de los electrodomésticos, de la maquinaria eléctrica, de las ondas de telefonía, etc. Son avances tecnológicos que nos aportan comodidades, pero que emiten ondas cuya acumulación puede deteriorar nuestra salud.

Aparte, y no menos importante, está el problema de las radiaciones derivadas de personas, cuyas emociones se impregnan en el lugar, los objetos que usamos diariamente y afectan a la vivienda y a todos aquellos que viven en ella. 

Todo lo anterior puede corregirse. Detectamos el origen del problema y de forma sencilla se aplica la corrección para convertir el espacio que habitamos en la casa sana que nos merecemos.

 

 

 

Llama sin compromiso a:

 

Carlos Fauria Tlf. 660504155

Ester Echagoyen  Tlf. 690609795

 


En "ESSEN: Conciencia y Nutrición" estaremos encantados de que colabores con nuestra asociación

 

quien busca encuentra

busca en esta página...

HABLA DE NOSOTROS

HABLA CON NOSOTROS